Nuevas tecnologías de seguridad sobre la moto

13 may, 2014

Noticias - Artículos

seguridad-moto

Aunque los medios prestan más atención a las novedades de seguridad sobre la carretera refiriéndose a los coches, quizá porque éstos muchas veces llegan un poco más tarde a las motos, lo cierto es que los vehículos de dos ruedas también han mejorado su seguridad de forma notable en las últimas décadas.

Si ya muchas motos cuentan con frenos ABS, para dentro de unos años este sistema de frenada podría ser obligatorio incluso en los ciclomotores de toda Europa. Sin duda ha sido uno de los grandes avances en seguridad para motos, ya que la frenada es una de las claves en lo que a accidentes sobre dos ruedas se refiere.

Otro de los momentos cruciales es la toma de curvas en carretera. En este sentido, el control de estabilidad está llamada también a seguir mejorando y convertirse en un estándar de seguridad en motos y motocicletas, permitiendo evitar derrapes y caídas.

Desde el 2006, fecha en la que se introdujo el primer airbag para motocicletas, este elemento de seguridad se ha ido extendiendo. Aunque no tan efectivo como los airbags de automóviles, pueden disminuir muchos daños cuando se trata de choques frontales.

El control dinámico de tracción y el ajuste electrónico de suspensión permiten también que los cambioes en el entorno o el terreno se minimicen, de forma que podamos conducir con mayor seguridad ante cualquier circunstancia.

También los cambios en la iluminación nos ofrecen una mayor seguridad. Desde los faros que ofrecen una mayor iluminación, a los faros de día, que aumentan la visibilidad del motorista ante terceros.

Los seguros han ido adaptándose a estos nuevos elementos del mundo de la moto, que a veces no son baratos, y conviene tener asegurados para su reparación tras un accidente. Si quieres más información, en la página de AXA comprobamos que si contratamos una de las modalidades que mejoran el seguro básico, podemos asegurar los complementos de la motocicleta que declaremos, hasta un valor de 12.000 euros. Ésto nos permite instalar elementos de seguridad sabiendo que estarán dentro de la cobertura del seguro una vez los indiquemos que la moto cuenta con ellos a la hora de contratar el seguro.

Como otras opciones, podemos elegir contar con ella o no. Ésto nos permite ajustar el precio del seguro, pagando sólo por lo que necesitamos y creando un seguro a la medida de nuestra moto. El seguro a terceros ampliado o el seguro a todo riesgo ya cuentan con esta cobertura de forma automática.

Y es que cuando se trata de conducir con garantías, no hay que escatimar en prevenir, e invertir en una conducción más segura. ¿Qué dispositivo de seguridad os hace a vosotros conducir más tranquilos?

Etiquetas


Autor de esta entrada

- ha publicado 66 entradas en Zamparuedas. Blog de coches.

Contactar con el autor

Comentarios cerrados.